Inmuebles a la venta: ¿Cuándo es el mejor momento para comprar?

Compartir en facebook
Compartir en linkedin
Compartir en twitter
Compartir en email

Los inmuebles a la venta se encuentran en todo momento, sin embargo a la hora de comprar se deben considerar distintos factores que varían el precio de un piso.

La realidad es que los valores de las propiedades pueden sufrir variaciones de acuerdo a la época en que se realice la transacción.

Esto quiere decir que los precios se diferencian según las fluctuaciones del mercado inmobiliario durante los distintos meses del año.

Factores relacionados con el inmueble

Es cierto que comprar un piso depende de la situación en la que se encuentren los interesados respecto de sus ahorros y la voluntad de inversión.

Si bien existen tendencias según la época, donde más personas se interesan por comprar, su prevalencia es proporcional a las oportunidades disponibles.

Los factores internos refieren a la capacidad de ahorro del inversor o en caso de hipotecas, a la decisión de firma por parte del mismo.

Comprar un piso en invierno

Los meses de invierno pueden ser un buen momento para negociar pisos que, pasada la temporada turística del verano, no se han podido vender.

De todas formas es cierto que llegado el frío, la oferta tiende a disminuir y suelen quedar pocas propuestas en cartel.

En ese sentido es importante conocer las causas por las cuales dichas propiedades continúan en venta y cuáles son sus principales características.

Consejos para comprar un piso en primavera

Esta época del año es la que se presenta como la de mayor demanda para compra de inmuebles, sobre todo para la adquisición de la segunda residencia.

Las personas se interesan más en obtener una propiedad de cara al verano, para disponer de alojamiento para vacaciones.

Sin embargo la oferta suele ser limitada, dado que los dueños posponen las ventas por el mismo motivo y reinician propuestas para después del verano.

Esto produce que el precio de algunos inmuebles a la venta aumente, dada la poca oferta y competencia.

Comprar un piso en verano

El verano suele tener los precios más altos del mercado, respecto de inmuebles a la venta o en alquiler. La oferta está destinada principalmente a la demanda turística, por lo cual suele ser más de alquiler que de venta.

Por su parte, las personas demuestran interés de compra y aprovechan el verano para visitar las propuestas que más les interesa.

Cómo varía el precio en otoño

Los meses de septiembre, octubre y noviembre son habitualmente los mejores para destinar el ahorro a la compra de pisos.

Si bien la decisión depende de cuestiones particulares y contextuales, en esta época es donde se sitúan los mejores precios de propiedades, a diferencia de los meses anteriores.

La oferta se abre, incluyendo a las segundas residencias de verano, lo cual hace que la competencia sea más equilibrada y menos salvaje.

De esta forma, los precios son más accesibles y existen más opciones para el acceso a los créditos hipotecarios.

Factores del precio que no dependen directamente del piso

Los factores externos se relacionan con los movimientos del mercado y la situación financiera general.

Durante el año pasado, las transacciones fueron variables debido a circunstancias exclusivas de pandemia y a las fluctuaciones del mercado producto de la misma.

En lo que va del 2021, el sector inmobiliario presentó crecimiento, incluso llegando a valores históricos previos al confinamiento.

Inmuebles a la venta: ¿Cuándo es el mejor momento para comprar?

Los meses de primavera y verano se postulan como los mejores para buscar asesoramiento de propuestas, mientras que en invierno puede haber negociaciones.

De esta forma, según los movimientos de los últimos años, la época otoñal se presenta como el mejor momento para comprar un piso en cuanto a costos.

Mayor oferta, menor competencia y disminución de precios, se constituyen como las características más favorables para la obtención de la vivienda propia.